Mostrar opciones

EN PORTADA > Noticias de ADICAE

NOTICIA

En números rojos por las comisiones.

Un cliente debía 0,04 euros tras pasarle el banco un cobro por mantenimiento, que subieron a 39 euros al cobrarle después otro por haber quedado en descubierto.

No cancelar una cuenta que ya no se utiliza puede tener consecuencias para el bolsillo. Porque aunque en ella no haya casi dinero ni actividad, el banco sigue cobrando comisiones. Eso lo ha aprendido un zaragozano que vio hace unos días cómo su cuenta se quedaba en número rojos al pasarle su entidad la comisión por mantenimiento, de 22,92 euros, dejando el saldo a -0,04 céntimos. Y esto hizo que la deuda volviera a crecer porque el banco le cobró también la comisión por reclamación de saldo deudor, esta de 39 euros. "Era una cuenta para cancelar, pero no me habían enviado aún las tarjetas de la otra y usaba esta para pasar dinero y sacarlo", explica Juan José, indignado. Porque aún no se explica cómo ha podido crecer su deuda en cuestión de horas de los cuatro céntimos a casi 40 euros. Y porque mientras negocia con su banco que no se la cobren se ha enterado de que también le pueden añadir una comisión por cancelar la cuenta.

El Banco de España recuerda que las comisiones bancarias son libres. Solo hay limitaciones en algunas como las de cancelación anticipada de una hipoteca o de un crédito al consumo. No hay limitación legal, pero desde la asociación de consumidores ADICAE añaden que todas "son negociables". Por ello, la entidad financiera puede quitarlas y así suele hacerlo con sus mejores clientes, aquellos con más productos contratados o saldo. Además, "deben estar publicadas en el tablón de anuncios de la entidad o en su página web". En el caso del cliente con el descubierto, podría reclamar si hasta entonces no le habían cobrado la comisión de mantenimiento porque si fuera un cambio de condiciones “se tiene que comunicar al consumidor previamente al cobro”, plantean.

Servicio solicitado y cuantía proporcional

Desde la asociación ADICAE indican que las comisiones siempre deben responder a un servicio prestado por el banco, que haya sido solicitado por el cliente y la comisión cobrada debe ser proporcionada al servicio. "Toda comisión que no cumpla con estos requisitos no puede ser exigida por la entidad", añaden desde Adicae.

Hay distintos tipos de comisiones cuando una cuenta se queda sin saldo. Las entidades aplican una por descubiertos, otra por reclamación del descubierto, como en este caso, y también cobran "intereses deudores", explica Adicae. La entidad aplica los intereses "multiplicando nuestro saldo negativo por el numero de días que haya estado en negativo". Este interés no podrá exceder en 2,5 veces el interés legal del dinero publicado en el Boletín Oficial del Estado. "No se podrá cobrar una comisión por descubierto a la vez que interés de descubierto", precisan desde la asociación.

Tampoco se puede cobrar la comisión por descubierto "cuando este se produce únicamente como consecuencia de las distintas fechas de valoración atribuidas a los ingresos y reintegros en la cuenta corriente por la mecánica bancaria habitual, lo cual no es atribuible al cliente". Por ejemplo, si en el mismo día en que se pasa el pago de un recibo que deja la cuenta en números rojos se hace un ingreso que cubra ese pago.

Más Información

VER ARCHIVO DE NOTICIAS

BENEFICIOS PARA SOCIOS

  • Pertenecer a una organización social reivindicativa
  • Defensa colectiva de consumidores y usuarios
  • Información en reclamaciones financieras y de consumo
  • Periódico "La Economía de los Consumidores"
  • Asistencia libre a Jornadas, Conferencias y Talleres
¡¡¡ASÓCIESE AHORA!!! FORMULARIO DE INSCRIPCIÓN

MI ADICAE: AREA DE SOCIOS

Solicite sus claves

RELACIONES INTERNACIONALES